¿Qué es una Infección Respiratoria?

La infección respiratoria aguda es una infección que puede interferir con la respiración normal. Puede afectar solo su sistema respiratorio superior, que comienza en sus senos paranasales y termina en sus cuerdas vocales. También puede afectar solo su sistema respiratorio inferior, que comienza en sus cuerdas vocales y termina en sus pulmones.

 

Esta infección es particularmente peligrosa para los niños, los adultos mayores y las personas con trastornos del sistema inmunológico.

¿Cuáles son los síntomas de la infección respiratoria aguda?

Los síntomas que experimente serán diferentes si se trata de una infección respiratoria inferior o superior. Los síntomas pueden incluir:

•        congestión, ya sea en los senos nasales o en los pulmones

•        nariz que moquea

•        tos

•        dolor de garganta

•        dolor de cuerpo

•        fatiga

¿Quién está en riesgo de infección respiratoria aguda?

Es casi imposible evitar los virus y las bacterias, pero ciertos factores de riesgo aumentan las probabilidades de desarrollar una infección respiratoria aguda. El sistema inmunológico de los niños y adultos mayores es más propenso a verse afectado por los virus. Los niños están especialmente en riesgo debido a su contacto constante con otros niños que podrían ser portadores de virus. Los niños a menudo no se lavan las manos regularmente. También es más probable que se froten los ojos y se metan los dedos en la boca, lo que provoca la propagación de virus.

 

Las personas con enfermedades cardíacas u otros problemas pulmonares tienen más probabilidades de contraer una infección respiratoria aguda. Cualquier persona cuyo sistema inmunológico pueda estar debilitado por otra enfermedad está en riesgo. Los fumadores también están en alto riesgo y tienen más problemas para recuperarse.

 

¿Cómo se diagnostica la infección respiratoria aguda?

En un examen respiratorio, el médico se centra en su respiración. Revisarán el líquido y la inflamación en los pulmones al escuchar los sonidos anormales en sus pulmones cuando respira. El médico puede mirar dentro de su nariz y oídos y revisar su garganta. Si su médico cree que la infección está en el tracto respiratorio inferior, puede ser necesaria una radiografía o una tomografía computarizada para verificar el estado de los pulmones.

 

Las pruebas de función pulmonar han sido útiles como herramientas de diagnóstico. La oximetría de pulso, también conocida como buey de pulso, puede verificar la cantidad de oxígeno que ingresa a los pulmones. Un médico también puede tomar un hisopo de su nariz o boca, o pedirle que expulse una muestra de esputo (material expulsado de los pulmones) para verificar el tipo de virus o bacteria que causa la enfermedad.

 

¿Cómo se trata la infección respiratoria aguda?

Con muchos virus, no hay tratamientos conocidos. Su médico puede recetarle medicamentos para controlar sus síntomas mientras controla su condición. Si su médico sospecha una infección bacteriana, pueden prescribir antibióticos.

 

¿Cuáles son las posibles complicaciones de la infección respiratoria aguda?

Las complicaciones de la infección respiratoria aguda son extremadamente graves y pueden provocar daños permanentes e incluso la muerte. Incluyen:

•        paro respiratorio, que ocurre cuando los pulmones dejan de funcionar

•        insuficiencia respiratoria, un aumento del CO2 en la sangre causado por los pulmones que no funcionan correctamente

•        insuficiencia cardíaca congestiva

Blv. Kukulkán Km. 3.5, Plaza Iglesia

5a23045fdbb951.9557812415122443199.png
  • Black Facebook Icon
  • Black Instagram Icon
  • Facebook Social Icon
  • Icono social Instagram